viernes, mayo 23, 2014

El Libro de Peltre del Mundial 2014. Oggi, Vol XIII - Italia

Hablas de Brasil y muchísima gente se toca en sus partes pudendas pensando en el jogo bonito, lujos en la cancha, firuletes que SÍ terminan en goles, ataque y la culminación de ese orgasmo multibalompédico cuyo eje clitórico es el balón (gracias, Jorge Valdano). Ahora, mencionas la palabra “Italia” y muchos se persignan, escupen, hacen la señal contra el mal de ojo y maldicen en voz alta. Es que históricamente para muchos aficionados Italia es la representación histórica del mal, de la trampa, del juego ganado a punta de abroquelarse atrás y esperar que la cagues y del más puro, explícito e invencible (?) catenaccio. Hoy en esta gran edición del Libro de Peltre del Mundial 2014 que ya está acercándose a su recta final marica, estamos más atrasados que un putas vamos a hablar de la selección italiana, la amada u odiada (5% - 95%) en mundiales, y que tanto te pueden hacer un mundial impecable como se convierten en tapa del equivalente al Q´hubo italiano. Nota: este post va con el patrocinio de La Camorra (?).

Italia


Apodo: La Azzurra, La Squadra Azzurra. Obviamente, por el color de la camiseta.

Generalidades del país: Italia como tal existe apenas desde hace unos 150 años. Antes hablamos de Roma, el imperio más poderoso de la historia junto con Coca Cola (?), que nació como una aldeíta a la orilla de un río llamado Tíber y creció hasta dominar casi todo Europa, el norte de África y casi todo el Oriente Medio. La historia del Imperio romano la conocemos casi todos, sobre todo por el puterío de sus emperadores y la putería de sus ciudadanas. Por allá por el siglo V d.C casi toda la parte occidental de lo que era el imperio (la oriental sobrevivió hasta 1453 con la conquista de Bizancio - aka Constantinopla, aka Istanbul -  por los turcos) fue invadida y repartida por un montón de pueblos bárbaros que comenzaron a conformar los futuros países europeos. El imperio como tal pasó a quedar solo como material de futuras películas y series de televisión, y en la península itálica llegaron primero los ostrogodos y después los lombardos a ocuparla. La edad media vio a Italia compuesta de un montón de estados (Venecia, Florencia, Génova, los Estados Pontificios, el Reino de Nápoles, entre otros) que finalmente fueron unificados bajo la dinastía de Saboya y con el impulso de Garibaldi. Aclaramos que no estamos hablando del grupo adolescente mexicano sino Giuseppe Garibaldi,  qué cosas. El reino de Italia hizo un papel más bien mediohuevo en la Primera Guerra Mundial y sobre todo en la Segunda (la verdad hay más chinos pelirrojos que héroes de guerra italianos), y finalmente fue reemplazado por la república en la década del 40. Desde la época republicana los gobiernos italianos han tenido la misma estabilidad que un técnico de fútbol colombiano, pero últimamente el puesto de primer ministro se ha estabilizado un poco. Un poquito.

Uniforme: Camiseta azul y pantaloneta blanca (o azul), con medias generalmente azules. El clásico uniforme italiano es usado desde 1922 sin variaciones; comenzaron usando uno blanco y después uno celeste hasta adoptar el que le conocemos hoy. ¿Porqué azul si su bandera no tiene ese color por ningún lado, Mariano? Porque es el color de la casa reinante de esos tiempos, la Casa de Saboya.

Historial Mundialista: Italia tiene una proporción de fifti-fifti entre triunfos categóricos y churreteadas monumentales en mundiales. Veamos.

1930: No participó. No quiso ir a Uruguay por puro despecho al no ser elegida para ser sede del primer Mundial.

1934: Campeones. Los italianos aparte de tener buen equipo (eso sí, plagado de oriundis – nacionalizados con antepasados italianos, aunque estos fueran de los tiempos del emperador Diocleciano) aprovecharon la doble condición de ser locales y de tener el re$$$$$paldo del dictador Benito Mussolini, que de fútbol sabía lo mismo que la tía de uno pero que quería ser campeón para-la-gloria-del-fascismo. A los italianos les tocó sortear el débil obstáculo que le presentó Grecia en la única ocasión en que al local le tocó disputar eliminatorias: fue 4-0 para Italia en la ida y victoria por doble u (?) en la vuelta (los griegos abandonaron (!)). Su debut en mundiales de fútbol fue contra Estados Unidos a la que le empacaron un demoledor 7-1. Luego en Cuartos de Final (recordemos que en ese mundial y el siguiente se jugó sin fase de grupos sino con el formato de “copa”) se deshicieron de España con mucho trabajo y esfuerzo – sobre todo por parte de los árbitros - en doble partido (1-1 finalizó el primero, 1-0 el segundo, en ambos el arbitraje parecía pagado por Postobonne y Radio Cadena Nazionale (?)). Le ganaron a Austria – el gran candidato de ese torneo – 1-0 en semifinales y en la final le ganaron trabajosamente – en tiempo extra - a Checoslovaquia por 2-1. 

La Italia campeona de 1934
1938: Campeones. Ya de visitantes los italianos no necesitaron esta vez la ayuda del jugador número doce – el público no, el arbitraje – para refrendar el título. Vencieron con más problemas de la cuenta a Noruega en Octavos (2-1), pasaron sin sustos sobre Francia en cuartos (3-1), a Brasil en semis (2-1) y en la final a Hungría (4-2). 

1950: Eliminados en primera ronda. Doce años, una guerra mundial y civil de por medio y el recambio generacional fueron las causas-raíz (?) para que Italia perdiera el poderío que tenía en el periodo pre-guerra. Ah, y la tragedia de Superga en 1949, en la que murió la totalidad del plantel del Torino base de la selección. Llegaron al Mundial de Brasil con menos ánimo que “Mama Vieja” y, bueno, así les fue: perdieron con Suecia 3-2 y le ganaron a Paraguay 2-0 en un partido en el que ambos equipos ya estaban eliminados.

1954: Eliminados en primera ronda. Por alguna razón que desconocemos a los italianos les tocó jugar eliminatorias contra Egipto (me imagino a algún directivo de la Dimayor armando las series) a doble partido, que se resolvió con ídem victoria para los azzurros. La prensa italiana esperaba un buen papel de su equipo sobre todo por sus dos figuras: Giampero “Fiat” Boniperti (el apodo venía de su relación con la Juventus) y Benito “Veneno(!!!!) Lorenzi (imagínate con ese apodo como era: hacía ver a Pacho Foronda tan tranquilo como Andrés Iniesta (?)). El debut fue una derrota contra Suiza por 2-1 en un arbitraje que, por una vez, fue perjudicial para ellos. Le ganaron a Bélgica 4-1 el siguiente partido y tuvieron que jugar desempate contra los suizos, a los que esperaban derrotar esta vez pero los que les incrustaron un terrible 4-1 que tiene el honor de convertirse en la primera churreteada italiana en los mundiales.

Un italiano tratando de pasar por la barrera de los suizos en el desempate del 54
1958: No clasificó. Aquí viene la segunda churreteada: quedaron eliminados por Irlanda del Norte en el grupo 8 europeo (el otro integrante del mismo era Portugal). Italia le ganó con lo justo a Irlanda del Norte en Roma y esperaba sacar un buen resultado en su visita a Lisboa, pero en cambio se devolvieron con tres pepas en contra que los dejaron chilingueando en el grupo. Porque los norirlandeses habían sacado un empate en Lisboa y una victoria de local contra los portugueses, lo que dejaba a los azzurros la obligación de ganar sí o sí sus siguientes dos partidos. Sí lo pudieron hacer contra Portugal en Roma (3-0) pero en su visita a Belfast, un 15 de Enero de 1957, perdieron 2-1 con lo que quedó consumada la única (hasta ahora) eliminación italiana de Mundiales. Ese partido de Belfast fue un verguero descomunal que se conoce como "La Batalla de Belfast" y que algún día, algún día, pequeño saltamontes, les contaremos.

El gol que eliminó a los italianos por única vez en su historia, obra de Wilbur Cush
1962: Eliminados en Primera Ronda. A Italia le tocaba en eliminatorias un grupo que se veía fácil y que terminó siendo regalado. Porque sus rivales eran Rumania e Israel y terminaron siendo solamente los sionistas (?) por abandono de los primeros. Fueron dos victorias (4-2 en Tel Aviv y 6-0 en Turín) las que aseguraron su viaje a Chile. Pero la excursión italiana por tierras sísmicas terminó siendo bastante, eh, pesada, porque se filtró en el país austral un reportaje que hizo un periodista italiano acerca de la vida en Chile, del que citamos un texto al azar “Santiago es el símbolo triste de uno de los países subdesarrollados del mundo y afligido por todos los males posibles: desnutrición, prostitución, analfabetismo, alcoholismo, miseria… Bajo estos aspectos Chile es terrible y Santiago su más doliente expresión, tan doliente que pierde en ello sus características de ciudad anónima (…)”. En resumen, nada que no fuera cierto (?), pero a los chilenos le cayó como ssssifueraunapatadaennnlohuevo. Por eso el recibimiento que el respetable y el equipo local le hizo a los italianos en su segundo partido (el primero fue empate con Alemania Federal) que los enfrentaba con los locales, fue, eh, demasiado caluroso. Tanto que hoy se conoce como “La Batalla de Santiago”, y con eso ya decimos cómo estuvo la cosa. Ganaron los chilenos 2-0 lo que hizo inútil el triunfo 3-0 ante Suiza en el último partido del grupo.

Todo el partido se la pasaron así
1966: Eliminados en Primera Ronda. Para el mundial los italianos se clasificaron sin sudarla demasiado en su grupo sobre Escocia, Polonia y Finlandia. Todo se veía de perillas (?) para los peninsulares en su grupo, en el que los acomodaron contra Unión Soviética, Chile y la desconocida Corea del Norte. Debutaron con victoria sobre Chile 2-0 a la que le siguió una derrota ante Unión Soviética por 1-0. Pero como el partido final de su grupo les tocaba contra la que se suponía goleable Corea del Norte, los italianos estaban relajados. Y resultó siendo una derrota que no se la esperaba ni Kim-Jong-Il: ganaron los norcoreanos por 1-0 y con eso los mandaron a la casa donde los esperaban los titulares de “¡VERGOGNA!” y la feroz crítica de los periodistas deportivos encabezados por Carlo Antonio Velessi.

"Vergogna" fue la que le metieron los norcoreanos a los italianos
1970. Subcampeones. Después de cuatro mundiales seguidos dando lástima los italianos sacaron la cabeza del fondo del mar, aunque mostrando menos fútbol que la programación del canal Cosmo. Pasaron a cuartos de final invictos con una victoria (1-0 ante Suecia gracias a regalo del arquero) y dos empates (ante Uruguay e Israel 0-0), con lo que quedaron de primeros en su grupo con un gol a favor (!!!). Se desquitaron en Cuartos contra México (4-1) y en semifinales contra Alemania Federal (4-3) en lo que fue uno de los mejores partidos de todos los mundiales. Para la final no fueron capaces de frenar a una Brasil a la que solo le faltaba tener en el ataque a Jesucristo: perdieron 4-1 y se fueron a casa no solo derrotados sino que ni siquiera con el rótulo de campeones morales.

1974: Eliminado en Primera Ronda. Para este mundial Italia clasificó sin problemas y resultó agrupada con Polonia, Argentina y Haití en primera ronda. Venció con más dificultades de lo esperado a Haití (3-1 y teniendo que remontar el marcador) y empató con Argentina (1-1) en sus primeros dos partidos, con lo que se vio en la obligación de sacar al menos un empate contra una ya clasificada Polonia en el último partido del grupo para clasificar sin depender de lo que hicieran los argentinos contra Haití. ¿Y que pasa generalmente en este tipo de historias? ¡Que pierden! Fue para los polacos 2-1 en lo que se consideró en su momento otra churreteada, pero que si lo vemos en perspectiva era natural por el momento de ambos equipos.

1978: Cuarto puesto. La clasificación al mundial de Argentina se les presentaba a los italianos más complicada que la recuperación a tiempo de Falcao. Porque la UEFA los puso en el mismo grupo con Finlandia (fácil), Luxemburgo (un entrenamiento)… e Inglaterra (ay, Diosito). Como lo explicamos en el respectivo post de los ingleses, todo se tenía que resolver con el clásico a-ver-quién-le-hace-más-goles-a-los-muertos: clasificaría el que le sacara más diferencias a finlandeses y luxemburgueses. Y tal cual: italianos e ingleses les ganaron los cuatro partidos a los otros dos, se ganaron sus respectivos partidos de local (2-0 en ambos) pero pasaron los italianos por tener mayor gol diferencia que los ingleses.

Total que los italianos llegaron al Mundial con un equipo totalmente renovado con respecto al 74, y se impusieron en su grupo fácil contra Francia (2-1), Hungría (3-1) y Argentina (1-0). Para segunda ronda les tocó en el grupo con Austria (le ganaron 1-0), Alemania Federal (0-0) y Holanda (perdieron 2-1 y quedaron condenados (?) a jugar por el tercer puesto). Finalizaron de cuartos tras perder 2-1 con Brasil.

Equipazo tenían los italianos en 1978. Arriba, de primero, Romeo Benetti. De segundo, Dino Zoff. De cuarto Roberto Bettega. Abajo de segundo está Paolo Rossi, de cuarto Gaetano Scirea y de quinto Giancarlo Antognoni.
1982: Campioni (?). Clasificaron al mundial sin problemas pero con un preocupante bajón en el tramo final de las eliminatorias que incluyó una derrota (ante Dinamarca de visitante), dos empates (de visitante ante Yugoslavia y de local ante la horrible Grecia) y una victoria con menos brillo que la campaña de Oscar Zuluaga por 1-0 ante Luxemburgo en Nápoles. Total que viajaron a España 82 criticados por todas las aristas y para rematar, con el escándalo del totonero en la espalda. Lo típico de los italianos: van a un Mundial con la credibilidad por el suelo y con escándalos sonando por todas partes y pegan final.

Y eso que pasaron la primera ronda jugando el fútbol que le gusta (a la gente que le gusta el fútbol horrible )(?): empates ante Polonia (0-0 en un partido en el que sólo les faltó cavar trincheras al borde de cada área), Perú (1-1, gol de Bruno Conti) y Camerún (1-1, gol de ese escaparate llamao Francesco Graziani). Las críticas le seguían lloviendo al DT Enzo Bearzot; sobre todo por su insistencia en armar al equipo casi exclusivamente con los jugadores de la Juventus y por mantener de 9 titular a Paolo Rossi, un crack pero que recién salía de una suspensión de dos años (!). Italia comenzó a mostrar su clase recién en la segunda ronda: el primer partido en el grupo de cuartos se lo ganaron a Argentina 2-1 con total autoridad. Y en el segundo, con tres goles de Paolo Rossi, le ganaron a Brasil 3-2 en un partido que puso a llorar a medio mundo – incluyendo al autor de estas líneas, aún un tierno imberbe (?) – por la eliminación de uno de los mejores equipos que han pisado una cancha de fútbol por siempre jamás. Le ganaron en semifinales a Polonia 2-0 (los dos de Rossi) y en la final le ganaron a Alemania Federal 3-1 (goles de Rossi, Marco Tardelli y Alessandro Altobelli) coronándose como campeones del mundo. Al regreso a Italia don Enzo Bearzot (que había salido del aeropuerto en Roma siendo llamado “ese carezzimba” y llegó convertido en “Il signore Bearzot”, mostró su decencia en no declarar “E a tutti aquelli que no mostraban confianza in la nostra selezione, qui mi chupen la mia verga, e qui prosigan con la chupadera”.

Éxtasssssisss
1986: Eliminados en Octavos de Final. Les fue muy regular a los italianos en este mundial, en el que pasaron de ronda más que todo porque había dos peores que ellos. Quedaron de segundos de grupo tras los empates contra Bulgaria y Argentina (ambos 1-1) y la apurada victoria ante una Corea del Sur con menos recursos que el departamento de Sucre (3-2). En Octavos lo agarró Francia y los despachó 2-0.

1990: Tercer puesto. Los italianos tenían buen equipo pero, seamos honestos, viejo (?): tuvieron sus ayudines arbitrales. Debutaron con una ajustada victoria ante Austria (1-0) que mostró al mundo el poder goleador de uno de los mayores hueveros de la historia: Salvatore “Toto” Schillaci, un tipo con menos pinta de nueve que de volante central - de esos a los que los comentaristas llaman “la hormiguita del equipo” -, que entró faltando 15 minutos por Andrea Carnevale – hasta ese momento titular indiscutible – y a los dos minutos metió el gol. Le siguió otro 1-0 totalmente gris ante Estados Unidos, y terminaron ganándole a Checoslovaquia 2-0 en un partido que acomodó tres cosas: 1) la confianza en el equipo, 2) el puesto de delanteros titulares a un tal Roberto Baggio y a Schillaci, y 3) un cómodo lugar en la banca para Carnevale y Gianluca Vialli (?). Estuvieron de buenas en Octavos y Cuartos porque les tocó dos pesos medianos - Uruguay (2-0)  e Irlanda (1-0) – pero en semifinales le tocó la Argentina más fea y con más arepa que se ha visto en los mundiales recientes. Perdió Italia por penales después de un denso 1-1, y al final le ganó el tercer puesto a Inglaterra con un 2-1 en el partido que sobra de los mundiales.

¡La cara de loco de Toto Schillaci!
1994: Subcampeones. Bajo la dirección de don Arrigo Sacchi - sabio constructor del Milan superganador de esos años – Italia clasificó en su grupo europeo por encima de Suiza, Portugal, Estonia y Malta. El grupo de Italia en el Mundial de Estados Unidos fue más parejo que culo de tetona (?): tanto italianos como mexicanos, irlandeses y noruegos terminaron empatados en puntos y gol diferencia. Los italianos pasaron de terceros a segunda ronda (como uno de los mejores terceros) por resultados directos y se zafaron en Octavos, Cuartos y semis de Nigeria, España y Bulgaria a punta de 2-1. Ese equipo italiano sí jugaba bien (tenían un combazo con Maldini. Dino Baggio, Albertini, Donadoni, Roberto Baggio, Guiseppe Signori) pero la final contra Brasil resultó en un horrible 0-0 que perdieron por penales.

Este crack no se merecía este final en ese mundial
1998: Eliminados en Cuartos de Final. Clasificaron al mundial sin asustarse con Inglaterra y sobre Georgia, Moldavia y Polonia. Despacharon en primera ronda a Chile (2-2), Camerún (3-0) y Austria (2-1) con lo que pasaron de primeros de su grupo para encontrarse y vencer 1-0 a Noruega en Octavos en una tarde en la que los noruegos se cagaron de calor en el verano francés. Francia se encargó de bajarlos del Mundial en cuartos por penales, en un partido que terminó 0-0 y que no hubiera visto mover el marcador aunque durara tres días más.

2002: Eliminados en Octavos de Final. Los italianos llevaron el combo ideal equipazo +  técnico ganador y respetado (Giovanni Trapattoni) pero dejaron la sensación de que se pasaron de calidad con el catenaccio. Pasaron primera ronda con mucha hambre gracias a ganarle a la Ecuador de ese sabio del fútbol llamado Hernán Darío Gómez (?) (fue un 2-0 en el que si hubieran querido hubiera terminado en 6-0), perder con Croacia 2-1 y empatar con lo justo 1-1 con México. Llegó Octavos y con ello la mala suerte de encontrarse con una Corea del Sur que jugó casi todo el partido con tres más: el árbitro y los jueces de línea, a los que solo les faltó devolver las paredes con los coreanos. Fue un robo abbbsoluto por 2-1 con el gol del muerto de Ahn Jung-Hwan faltando tres minutos para terminar el tiempo suplementario.

!!!!
2006: Campeones. El cuarto y hasta ahora último título mundial de los italianos llegó en 2006 bajo la dirección del sabio Marcelo Lippi. Vencieron en primera ronda a Ghana y República Checa (ambos por 2-0) y empataron con Estados Unidos a un gol. En Octavos eliminaron a Australia con un penal más inventado que la Gripe Asiática en el minuto 94, en cuartos pasaron por encima de Ucrania sin despeinarse (3-0) y en semifinales, en un duelo de altísima categoría, le ganaron a Alemania 2-0 con los goles al minuto 119 y 121 (!!). La final fue más cerrada que culo de muñeca y la ganaron por penales a Francia después del 1-1 en los 120 minutos y el cabezazo de Zidane. Justo campeón, aunque no es que para decir queeeeeee brutooooo…

2010: Eliminados en Primera Ronda. La última churreteada en mundiales de los italianos fue reciente: dos empates a uno contra Paraguay y Nueva Zelanda (Nue-va-Ze-lan-da) y derrota contra Eslovaquia por 3-2. 

Cómo clasificaron: de primeros absolutos en su grupo por encima de Dinamarca, República Checa, Bulgaria, Armenia y Malta.

Rivalidades: contra San Marino y el Vaticano (?). 

Clubes más importantes: Lo que tiene Italia son clubes importantes: Juventus, Milan e Inter son parte de la crema y nata del fútbol mundial. 

Jugadores históricos: Italia en medio de su histrionismo (?) pare jugadores históricos por montones. Veamos: Giuseppe Meazza (campeón y capitán en el 34 y 38), Silvio Piola (goleador en el 38), Giovanni Ferrari (fundamental para los dos primeros títulos mundiales), Gianni Rivera (crack total de la selección y del Milan), Sandro Mazzola (otro crack, este del Inter), Roberto Bettega (goleador y figurón en el 78), Paolo Rossi, Bruno Conti, Marco Tardelli, Gaetano Scirea, Dino Zoff (todos los anteriores, campeones en el 82), y los más recientes y conocidos Roberto Baggio, Alessandro del Piero, Francesco Totti, Gianluigi Buffon.

DT históricos: el más legendario de todos se llama Vittorio Pozzo, entrenador de la selección campeona del 34 y 38, y un adelantado a su tiempo. Los otros que fueron campeones mundiales son Enzo Bearzot y Marcello Lippi. Y vale la pena recordar a uno de los pocos que han puesto a Italia a jugar al ataque: Arrigo Sacchi.

Este signore con pinta de viejito bonachón era don Vittorio Pozzo
Historial mundialista contra rivales del grupo: a Inglaterra la enfrentó solamente en el partido por el tercer puesto en 1990. Contra Costa Rica nunca se han visto. A Uruguay si lo ha visto dos veces: en el 70 (0-0) y en el 90 (2-0). O sea, Italia este mundial expone su invicto contra sus rivales de grupo (mode/GolCaracol/off)

Grandes hazañas mundialistas: si hablas de una selección de categoría como Italia la palabra "hazaña" no va mucho.

Grandes cagadas: aquí sí hay de donde escoger: el 1-4 contra Suiza en el 54, la eliminación contra Irlanda del Norte en el 58, el 0-1 contra Corea del Norte en el 66, el 2-3 contra Eslovaquia en el 2010.

Porcentaje de dabilidad de las hinchas: uno sabe que es alto pero de todos modos uno tiene mentalidad científica (?) y quiere confrontar con las frías estadísticas. Gugliamos en interrné y lo que nos salió de primerazo fue esto:

Forza Italia, carajo.... il amore...
¿Veredicto? Me casaría con todas y cada una, si no fuera porque soy un hombre fiel y ejemplar (?). Va un 110%.

Jugadores a mirar: el que pinta para ser o el jugador del mundial o el fracaso resonante es Mario Balotelli. Pero desde este bló le tenemos fe absoluta a lo que puedan hacer Andrea Pirlo y Daniele De Rossi.

DT actual: Cesare Prandelli

Perspectivas: pegan mínimo semifinales.

12 comentarios:

  1. Eccellenza blog Maestro

    Italia siempre será para mi candidato para el Mundial, casi siempre hace una primera fase horrenda casi al punto de cagada, pero cuando empieza de verdad el Mundial (octavos de final) es donde sacan "tutte la casta" y apelan a la "copera mistica" para romperla (eso si con una que otra "aiutare arbitrale")

    Para mi pasan el grupo junto con Uruguay y van a darle el "ciao bambini" a los Ingleses de nuevo (l'hanno tutto dentro Inglese (?))

    Una pregunta final maestro, la primera foto es de Meganna Foxxi (?), la prima italiana de Megan Fox???

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Compañero, no sé si será la prima pero a TODAS les doy como la iglesia a las herejías en la edad media.

      Eliminar
  2. Bravisimo Maestri!

    El uniforme tradicional italiano es bien bonito. Me gustaba que en el pasado se sabia incluso como se vestia el arquero: buzo gris, pantaloneta negra y medias azules.

    Y un detalle del mundial del 74: se ha dicho que el hombre del maletin gaucho incentivo a los polacos para que pusieran la titular ante Italia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graciela, llave. El unicorme todo azul no me gusta, pero el azul.blanco-azul es siempre hermoso.

      Esa del 74 la leí también por ahí, y dicen que el contacto fue Deyna y que se quedó con todo el billete de sus compañeros (!!). Otra versión dice que los italianos les ofrecieron a los polacos plata (mucha más que los argentinos) para que se relajaran, pero estos se emputaron por eso y decidieron jugarle con todo.

      Eliminar
  3. Alejandro en Bogotá5/23/2014 6:18 p.m.

    Gran post YSEC. Agrego dos puntos a su acertado recuento.

    Creo que Italia tiene con Brasil la rivalidad más grande de los mundiales. A ver, se han enfrentado cinco veces (38, 70, 78, 82, 94), incluyendo dos finales. En cuatro de las cinco veces, el ganador del partido terminó siendo el campeón. A eso se suma que son las selecciones más ganadoras de los mundiales. En conclusión: un rutilante clásico del futbol mundial.

    Aunque de menos kilates, vale la pena mencionar el “clásico” con Argentina por el sabor que supone la ascendencia común. Y porque se enfrentaron en cinco mundiales seguidos (creo que es record) del 74 al 90, éste último partido muy recordado porque se jugó en Nápoles donde era ídolo Maradona.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De acuerdo, compañero. El tema es que no me acuerdo si hay alguna rivalidad especial como por ejemplo Brasil - Argentina, Alemania - Holanda o Bélgica - Holanda.

      Eliminar
    2. Pero hay que decir que los enfrentamientos con Brasil historicamente han sido parejitos y se han dado duro de lado y lado. Los que no pueden decir los mismo son los alemanes, que cada vez que se enfrentan con italia, se tendrian que esconder debajo de la cama.

      Eliminar
    3. El clásico y rivalidad de Italia es Francia, lo ví hace poco en un documental Inglés que se llama Clasicos del Futbol.
      Saludos!

      Eliminar
  4. 1970, subcampeones; 1982, campeones; 1994, subcampeones: 2006, campeones. Italia llega a la final del mundial cada 12 años y la gana cada 24.

    ResponderEliminar
  5. Ahora, un tema que no mencioné demasiado en el post por falta de espacio, es lo de la compulsión italiana por usar oriundi. En el 34, los argentinos Monti, Orsi, Guayta, Demaría, en el 38 el uruguayo Andreolo, en el 62 Sivori, Maschio, Altafini, en el 2006 Camoranesi (!!). Ahora puede ir Gabriel Paletta y Daniel Osvaldo. Aparte los que no jugaron mundiales, como el uruguayo Schiaffino (jugó en las eliminatorias del 58), Thiago Motta o Renato Cesarini.

    ResponderEliminar
  6. Mestre, Bravissimo

    En serio hablando, Italia en mundiales es top de top aunque de vez en cuando pase de la cagada a la hazaña.
    Aqui van pequeños datos que me se de la Nazionale
    -Si usted quiere apostar para que Italia llegue a una final, entonces su numero va a hacer el 12 y de esas cada de intermedio será campeon: 1970 - Perdió, 1982 - Gano, 1994 - Perdió, 2006 - Gano, 2018 - ¿Perderá?, 2030 -¿Ganará? Eso y mucho mas en The Twilight Zone.
    -Pagliuca en 1994 fue protagonista de dos hechos muy tontos; el primero, fue el primer arquero expulsado en una coppa mundiale y segundo, en la final contra Brazil, luego de un disparo creo que de Romario, no lo atrapo correctamente y acto seguido este reboto en el palo. Seguramente si hubiera sido gol, habría sido el gol mas idiota de los mundiales.
    -En los 90's y poco de los 00's, Italia tuvo grandes jugadores tanto en porteros(Pagliuca, Peruzzi, Toldo y ahora Buffon).
    Defensas como (Baresi, Costacurta, Maldini, Cannavaro, Nesta, Tassoti, Bergomi o Ferrari)
    Buenos mediocampistas como(Albertini, Dino Baggio, Donadoni, Tommasi, Evani o Lombardo)
    talentosos como (Zola, il Codino, Del Piero, Totti, Mancini, Di Matteo)
    Y los mejores atacantes de la Lega Calcio( Vieri, Ravanelli, Casiraghi, Signori, Inzaghi, Vialli o Montella)
    Hasta buenos tecnicos como El gran Arrigo Sachi o el Ultradefensivo de Cesare Maldini tambien estaba Dino Zoff y Trappatoni.
    PERO era tal la tacañeria que por lo general era con un mediapunta y un atacante arriba tipo Vieri. Ademas de que primaba primero la tactica que el jugador, que equipos para prometer pero nunca ganaron o se quedara ad portas de la gloria hasta el 2006.
    -El arbitro Ecuatoriano Byron Moreno del partido contra Descaro del Sur, fue detenido hace unos años por trafico de drogas en New York.

    ResponderEliminar
  7. Viejo, con razón Silvio Berlusconi vive de escándalo en escándalo, con ese viejerío no queda de otra sino hacer fechorías!!!...a esas italianas les doy hasta que Uribe deje de intervenir en la política...

    ResponderEliminar