martes, octubre 07, 2014

Por la fuerza o... por la fuerza: se modificó - otra vez - el sistema del fútbol colombiano: ascensos para todos (sobre todo para el América)

Por acá la concurrencia habitual que acompaña la habladera de paja ídem del Politburó de La Monserga del Fútbol, sabe bastante bien de lo que pensamos del sistema actual del campeonato. Esa tenebrosa hidra (?) que promueve la presencia de clubes que tienen la misma historia de un rejuntado de casados vs solteros que disputan el torneo de el-que-pierda-paga en una manga durante un asado dominical familiar. Pero lo anterior no quiere decir que nos vamos a tragar asínomá la recién salida del horno propuesta de Ramón Je$urún de ampliar a pupitrazo limpio el número de participantes del campeonato de la A de 18 a 20 clubes, ascendiendo por decretazo a dos de los clubes de los considerados "históricos" y aprobando igualmente una modificación de esas que al final no modifica nada. Ni-mier-da: de aquí no nos vamos hasta que la propuesta sea destrozada virtualmente (?).

"Hola, soy Ramón Jesurún, tal vez me conozcan de las películas "Postobón y yo", "Bajo el mismo Postobón" y "Postobón: Fuga imposible"
Pero antes de entrar a seguir tirando mierda analizarla, revisemos brevemente cómo ha variado el sistema de competición en el fútbol colombiano desde sus inicios.

El sistema de competición en el fútbol colombiano desde sus inicios: con más cambios que la alineación de Megadeth

El día que la humanidad haga contacto con una raza alienígena de seres superiores, una de los asuntos espinosos que como especie nos cuestionarán es porqué el sistema de la liga colombiana ha cambiado tanto a través de los años. Es que en casi todos los países se juega con un ya para nosotros misterioso sistema - por favor no se asusten -: todos contra todos, a doble vuelta, queda campeón el que haga más puntos y descienden los que menos hagan. La puta, qué vaina misteriosa. Nosotros en cambio llevamos haciendo desde hace más de 50 años experimentos cuyos resultados siempre son enredados y que al final terminan coronando generalmente a uno que hace menos méritos que otro (a menos que se considere meritorio no cagarse en el tramo preciso del campeonato). Hagamos un breve recuento de los diferentes sistemas que hemos tenido por acá, para que comprendamos mas no aceptemos (?) el amor que tiene la Dimayor por los bandazos a mitad de camino:
  • De 1948 a 1967 el campeonato se jugó con el sistema tradicional (por puntos, a doble vuelta, etc), pero sin el enojoso detalle de los descensos. El número de participantes osciló (?) entre 10 y 12 al principio, para llegar a los clásicos catorce en 1966.
  • A partir de 1968 se dividió el campeonato en Apertura y Finalización, solo para efectos de calendario y sin otorgar estrella. En ese año los ganadores de cada torneo jugaron una final para definir el campeón del año, que fue el viejo y querido Unión Magdalena. Que después de ganar el Apertura sin problemas se dedicó a vacacionar en el Finalización (terminó décimo), pero le alcanzó para ganarle al Azucagarero (?) del Deportivo Cali en la final.
  • Entre 1969 y 1973 el campeón se definió por un cuadrangular al que accedían los dos primeros del Apertura y los dos primeros del Finalización. Si algún equipo repetía cupo en los dos torneos, no se añadía otro club sino que se jugaba un triangular. Bien ahí. 
  • Entre 1974 y 1977: sistema parecido, pero el campeón se definía en un Hexagonal Final de la Concacaf.
  • Entre 1978 y 1981 otra vez se volvió al sistema del cuadrangular final, con la diferencia que se accedía a este por medio de cuadrangulares semifinales.
  • Entre 1982 y 1989 se amplió a ocho los clasificados a la ronda final para conformar el ya famoso y hoy clásico Octogonal (así como iba la Dimayor a la larga iban a implementar Dodecagonal), que también se definía por el que más puntos hiciera. Ah, con el detalle adicional de unas bonificaciones (generalmente 0.25, 0.50, 0.75 y 1.0 punto) de acuerdo con las posiciones de los equipos en el Apertura y Finalización. Es decir, un equipo podía terminar en el octogonal con, por ejemplo, 22.75 puntos...
  • En 1988 se implementó un sistema más complicado que la "Historia del Tiempo" de Stephen Hawking, y que en esencia consistía en una primera fase de cuadrangulares y triangulares (!!!) en la que se asignaba puntos por enfrentamientos directos (me imagino que algún directivo costeño aficionado al béisbol metió la mano ahí). Igual el campeón se definió en el ya conocido octogonal.
  • Entre 1990 y 1996 se volvió al sistema de cuadrangulares semifinales y final, salvo (?) en 1995, en donde se inventó esa cosa horrible llamada "Adecuación" en la que nos acomodamos al calendario europeo (!!!!!!!!!). El acomodo duró dos años apenas, en 1998 volvimos al calendario indígena (?), con torneo de 16 meses (para el reacomodo) mediante.
  • Entre 1997 y 2001 se jugó parecido. pero en vez de cuadrangular final el campeón se definía en una final con los ganadores de los ídem semifinales.
  • Y a partir de 2002: tenemos el nefasto sistema de dos campeones por año, gracias al cual algunos equipos hemos (?) han aumentado su caudal de títulos algo, eh, artificialmente. En cada torneo hay cuadrangulares desde los cuales acceden a la final los ganadores de cada uno. 
Resumiendo, en 66 años del campeonato colombiano hemos tenido al menos diez diferentes sistemas (se cambia de sistema en promedio cada seis años). Diez. No sé si tiene que ver con ese afán que tenemos los colombianos de cambiar las cosas solo por cambiarlas (el nombre del país, las placas de los carros, las cédulas, las monedas) o si es una combinación de buenos y malos deseos, intereses particulares de dirigentes y clubes, ignorancia, ganas de revolver las cosas para ver si se renueva el interés, y la influen$ia de cierto$ $ectores que lleva a que todo se acomode a una estructura en la que no pasa un carajo de interesante. El tema es que ya se volvió costumbre que se cambie de sistema sin una razón de peso y sin estudios que evalúen las consecuencias y beneficios de dichos cambios. Y ya nos acostumbramos. Así que pasan cosas como las que se aprobaron hoy y, bueno, se aceptan: así como se aceptó el triangular pirata de 2002 entre Unión, Bucaramanga y Cúcuta se aceptará este que quiere subir al América a punta de bolígrafo.

Recuerdos nefastos que pensábamos que nunca iban a volver: el Triangular Pirata de 2001 (Foto tomada del Bestiario del Balón)
¿Y cómo es el tema de los descensos? Hasta 1991 nuestro fútbol no tenía ascensos ni descensos (uoffff), resultando en que tenías a varios de los históricos haciendo campañas ajjjjquerosas por varios años sin preocuparse de ir a cagarse de calor y polvo por pueblos ignotos el siguiente año. ¿Un ejemplo traído del azar? El Cúcuta Deportivo que en dos torneos seguidos - 1983 y 1984 - ganó cinco (5) partidos en total. O el Deportes Tolima modelo 1986, que en el Apertura tuvo el record 14 PJ - 0 PG - 2 PE - 12 PP. El tema es que en 1991 se jugó el primer torneo del ascenso - que ganó Envigado - y en 1992 se instauró el sistema de descensos - que ganó (?) Tolima -. Desde ahí hasta 1995 descendía de la A el equipo que menos puntos hiciera en el año, como debe ser en torneos donde juegan hombres de pelo en pecho (?). Desde 1996 se instauró el descenso por promedio, poniéndolo a uno a hacer cuentas con torneos de dos años de viejo y haciéndolo a uno aprender a dividir hasta con tres decimales. Muy jodido eso, llave, a casi todos nos ha tocado.,,

Las ocurrencias de Don Ramón

La propuesta de don Ramón Jesurún comenzó a sonar desde hace varios días así como quien no quiere la cosa: al principio muchos lo tomamos como un nuevo chascarrillo (?) de Actualidad Panamericana. Pero cuando hoy martes a las 10:00 a.m. la Cosa Nostra se reunió para una asamblea ex-traor-dinaaaaria de la Dimayor, la idea estaba firmemente asentada para ser debatida entre los presidentes de los 36 (!!!) clubes miembros (¿de dónde aparecieron tantos?). Después de idas y venidas, la Dimayor aprobó las siguientes modificaciones para el torneo que regirán a partir de 2015:
  1. Se mantiene el tema de un año / dos campeones (mal ahí) y la definición de cada campeonato entre ocho equipos clasificados (mal ahí). Peeeero en vez de haber dos cuadrangulares habrán unos playoff (!!!!!!): cuartos, semifinal y final, todas a ida y vuelta (muy mal ahí).
  2. Se mantiene el descenso por promedios (remal ahí), peeeeeeeero se eliminó el sistema de promoción: ahora descienden y ascienden dos directamente (bien ahí pero ver punto 3).
  3. Se amplia de bacanidad el número de participantes del campeonato: a los 18 medio huevos de hoy se le añaden dos perratas más que vendrán de ese minitorneo que propuso Jejejejesurún (malísimo ahí). 
  4. Si América no clasifica por lo mencionado en el punto 2 y 3, ascenderá el club que en los últimos dos años haya jugado más finales para ascender.
(Nota: el punto 4 puede que no lo hayan dicho pero creemos que lo tendrán en el tintero por si acaso (?)).

Revisando por encima las modificaciones uno piensa que toda esta propuesta es una mierda. Pero si uno entra a revisarla punto por punto, y analiza las implicaciones que tiene cada uno de estos sin los pasionalismos del hincha y con objetividad plena, se dará cuenta que en efecto tenía razón: es una grandísima mierda (?). Porque:
  • Hay muchos equipos para tan poco público. Veinte equipos es desmedido para la infraestructura nuestra, ¡si así como estamos los partidos convocan menos público que policías, ahora con dos clubes más!
  • No se premia con títulos a los mejores sino a los enrrachados. Por ejemplo, en la A a un equipo le alcanza con quedar de octavo en uno de los dos semestres y pegar una rachita en otros ocho partidos (en los que le sobra con ganar ponle cuatro partidos, empatar dos y perder otros dos para quedar campeón) para terminar el año con estrella y cupo a Libertadores (!!!!). A otro en la B le alcanza lo mismo para coronar ascenso para el siguiente año, quitándole el puesto a algún equipo que haya quedado con más puntos en todo el torneo. Los resultados los vemos en el nivel de los equipos nuestros en las copas internacionales.
  • No desciende un equipo malo en el año sino mediocre en tres años seguidos.
  • Dos títulos por año es demasiado para nuestro fútbol: no hay trabajos a largo plazo sino que todo se mide en rangos de seis meses.
Por lo que declaramos formalmente como no aceptado (?) lo aprobado hoy por la asamblea de la Dimayor. Al final uno ve los nocivos efectos de la democracia (?): esa que le da el mismo poder en la Dimayor tanto a clubes como Millos, Santa Fe, Medellín o Nacional como a Fortaleza, Unhinchanomás, Depor FC, Real La Loma Cagada donde las Vacas Paren Terneros Mugrientos o Bogotá FC. Clubes a los que les interesa una mierda el nivel del fútbol colombiano: ellos lo que quieren es poder mantener su negocito indefinidamente para tener campo para negociados, y esos no incluyen necesariamente ni público ni buen fútbol.

Desde este rincón pedimos, humildemente y de todo corazón, que nos invada algún país vecino (?) para que imponga el siguiente sistema de campeonato:
  • Un campeón por año.
  • Máximo 16 equipos, ojalá 14.
  • Sistema de juego: todos contra todos ida y vuelta, sin fecha adicional de clásicos.
  • El campeón va a Libertadores, así como el segundo y tercero.
  • Del cuarto al sexto van a Sudamericana, así como el campeón de copa.
  • Fuera Superliga.
  • Dos ascensos y dos descensos.
  • Descenso por puntos.
  • La copa se juega desde la primera ronda con partidos de ida y vuelta.
Y sanseacabó. ¿Que la falta de cuadrangulares le quita emoción a las primeras fases del torneo? Ajá, entonces respóndeme con una foto de este torneo actual en el que hay cuadrangulares, en la que se vea un estadio no digo lleno, sino en un 60% (no se vale una del DIM). Ajáaaaaaaaaaaaaaaaa, te jodí...

viernes, septiembre 12, 2014

Hay vida después del Mundial Vol I - Las eliminatorias a la Eurocopa 2016, más temprano que gringo llegando a una reunión en Colombia

¿Sufre usted de ansiedad, depresión y vacío espiritual que siente sobre todo en la oficina al acercarse las 11:00 a.m. y las 3:00 p.m.? ¿Durante un mes vivió un idilio cuya ausencia actual le dejó un profundo dolor en el alma? ¿Está irritable y jarto de la novia que no le gusta el fútbol? ¿Está contando todos y cada uno de los treinta y cinco mil y pico de horas que hacen falta para que el mundo vuelva a ser todo fiesta y alegría y goles y vamos Colombia y me endeudo hasta el culo pero me voy a conocer el Mundial? ¿Le quedó como consecuencia el vicio marica ese de escribir #EraGolDeYepes en redes sociales, mensajes de texto, memorandos técnicos y hasta la tarjeta de invitación a su matrimonio? Si respondió afirmativamente a alguna de las preguntas anteriores, les tengo una noticia: muchachos y muchachas: hay vida después del la muerte de ser eliminados del mundial por la selección brasileña más medio huevo de los últimos 50 años mundial: esta semana se le volvió a dar cuerda a nuestro reloj interno futbolero con las Eliminatorias a la fase final de la Euro de Francia 2016

Como recordamos alguna vez en unos post inconclusos que ahora sí. ahora sí vamos a terminar (…), el número de participantes en la fase final de la vieja y querida Eurocopa ha variado desde los cuatro de la primera edición en 1960 hasta los dieciséis de la última en 2012. Y para esta edición la UEFA no se quiso quedar estancada en los ingresos por derechos televisivos y publici... digo, en el tiempo y amplió a veinticuatro, sí, vein-ti-cua-tro, las selecciones participantes en la fase final de la competición. Nos imaginamos que el criterio de la ampliación de participantes tiene que ver con el hecho que cada tres meses más o menos aparece un nuevo país independiente en Europa, pero este criterio democrático de “hay que darle cabida a todos” omite el hecho cierto que los nuevos invitados a la fiesta de la UEFA no son Alemanias, Italias, Españas - ni siquiera Suizas. Los grupos de esta clasificatoria a la fase final de la Euro están plagados de los que siempre han sido muertos como Azeirbayán, Andorra o San Marino junto con los que hace muchos años están en una continua decadencia como Rumania, Hungría o Polonia. Lo mismo que en las eliminatorias del mundial pasado, diría uno, pero la diferencia es que esta vez tendremos de clasificados a los dos primeros de cada grupo y el mejor tercero, más cuatro que saldrán de un repechaje entre los otros ocho terceros, lo que abre el abanico (?) de posibilidades para que clasifiquen seleccionados de un nivel similar al del Atlético Huila.

Igual la Euro no deja de ser atractiva por la seriedad y compromiso con los que los seleccionados europeos afrontan estos partidos. Ves a Alemania jugar con las mismas ganas sea que les toque contra Holanda en una caldera de aficionados sedientos de sangre en Eindhoven, o contra Gibraltar ante mil gatos desocupados. Y eso sigue manteniendo la magia de este torneo, al que el Politburó reza fervientemente a Ctulhu y Baal para que no se perratee más de lo que lo están perrateando. Repasemos cada grupo y lo que pasó en esta jornada, con el patrocinio de...


Grupo A: República Checa, Islandia, Kazajstán, Letonia, Holanda, Turquía

Ultramegafavorito para pasar directo: Holanda.

Candidatos a pelear el segundo cupo directo y el del repechaje: Islandia, República Checa, Turquía.

A Holanda no le bajamos ni a bombazos del puesto de favorito a pesar de su dolorosa e inesperada derrota en Praga, que se dejó venir sobre todo por culpa de dos factores: 1) la imposibilidad de la Oranje de quebrar un sistema en el que los once rivales están cómodamente instalados en su propia cancha, de la que no se mueven sino hasta 20 minutos después que termine el partido, y, 2) el gran pase gol que metió Deryl Janmaat sobre el final, que si obviamos el enojoso detalle que fue para un contrario sería una jugadota. Una selección checa sostenida por el liderazgo de Čech, las pinceladas de Rosický y las dieciocho huevas del resto le aguantó 91 minutos con un empate (comenzaron ganando los checos con un golazo de Dočkal y empató De Vrij a los 10 del segundo tiempo) a los naranjas, que estuvieron encima de los chechos y se comieron varios goles, pero que dejaron la sensación que les hace falta un tipo desequilibrante - onda un Pipe Pardo (?) - para romper estos sistemas tan cerrados. El empate como que les caía medio bien a ambos, pero al final la cagada de Janmaat le dejó servido el gol al ingresado Václav Pilař que, bueno, lo metió. El inesperado gol de doña Pilar (?) terminó dándole a los checos un 2-1 más caído del cielo que el video de doña Mechas para la campaña de Santos.

"Me parece que la cagué"
La que confirma su ascenso de “selección de mierda” a “selección molesta” es Islandia, que en su estadio de  Laugardalsvöjksjkjsöjsjfjokjijssöjsjfjokjijssönsjfjokjijsllur venció con total autoridad por 3-0 a una Turquía de la que se esperaba que hiciera, no sé, algo. Lo de Islandia no es precisamente un orgasmo de fútbol lírico, pero tienen la virtud de no solo conocer a fondo sus limitaciones sino de aceptarlas, y de explotar fuertemente sus virtudes. Ajá, es de eso de lo que se trata este asunto... los turcos dirigidos por el grosso de Fatih Terim jugaron demasiado a la nada a pesar de contar con la histórica reliquia del pasado Emre Belözoğlu y con el mucho más vigente Arda Turan, al que se le vió muy fastidiado por el cerco de postes irlandeses que le caían encima cada vez que agarraba el balón. En el otro partido del grupo Kazakstán y Letonia empataron a cero: si un empate a cero es de por sí aburridor ahora imagínate uno de dos equipos con menos atractivo que un viernes de ley seca.

Aquí vemos el gol de... eh Sigúr Rós

Grupo B: Andorra, Bélgica, Bosnia-Herzegovina, Chipre, Israel, Gales

Favoritos para pasar directo: Bélgica y Bosnia-Herzegovina.

Candidatos a pelear el puesto de repechaje: Chipre, Israel, Gales.

Así está este grupo: Bélgica se sabe que pasará hasta alineando al equipo femenino de wáter polo, pero de ahí para abajo hay menos nivel que en una pelea por “quién me cogió mi champú” en un cabaret. Se supone que Bosnia-Hercegovina tiene la papeleta para pasar también, pero su inesperada derrota de local contra una mediocre Chipre por 2-1 lo complica innecesariamente. Por su parte los hipermegarecontragalácticos de Bale y Ramsey tuvieron que esperar hasta el minuto 81 para hacerle el 2-1 a la selección de pastores, empleados de correo y guías turísticos que juega por Andorra. El Israel – Bélgica en Tel Aviv se aplazó para marzo próximo por motivo de riesgo de caída imprevista de misiles que puedan alterar el desarrollo normal del cotejo.

Grupo C: Eslovaquia, España, Bielorrusia, Luxemburgo, Macedonia, Ucrania

El que paga en las apuestas 1.000001 a 1 para pasar directo: España.

Candidatos al segundo cupo directo: Eslovaquia.

Candidatos al puesto del repechaje: Ay, no sé, el que sea.

Antes de que los hispanoliebers salten a decir con alborozo y recogicjo “España volvió a ser la misma, hala (?)” tengamos en cuenta que el grupo en el que juega La Furia pueden meter a La Equidad que te pelea el segundo puesto sin muchos problemas. Los excampeones del mundo le ganaron sin sudar demasiado 5-1 a Macedonia con una nómina mixta y en la que destacaron como un farol de luces estroboscópicas las ausencias de Diego Costa, Xavi, Iniesta y del papá de Milan, además de la presencia del ahora discutido Iker Casillas. Al gran Iker queremos decirle con todo respeto que mejor se retire a disfrutar de sus millones, de su gloria y -sobre todo - de Sara Carbonero, porque ya hace rato está mostrando menos reflejos que Santos manejando la huelga de los campesinos. Por el duelo de los malditos, Luxemburgo y Bielorrusia empataron a un gol y Eslovaquia le ganó a lo que a la fecha queda de Ucrania (?) por 1-0 en la propia Kiev.

"Ojalá nos hubiera pasado esto dos meses antes" Capítulo I

Grupo D: Alemania, Polonia, República de Irlanda, Georgia, Gibraltar, Escocia

Cand…: sí, Alemania.

Candidatos a pelear el segundo puesto y el del repechaje: Polonia e Irlanda.

Alemania está aún en el guayabo post-Mundial ganado, y se le notó con la dificultad con la que le ganó a una selección escocesa que aún está muy lejos de ser la de Kenny Dalglish, Graeme Souness, Gordon Strachan – el actual DT -, Joe Jordan o Steve Archibald y está más cerca de Renton, Spud, Sick Boy y Begbie. El crack ese cara de guardia nazi de Thomas Müller metió los dos goles que se sobrepusieron al tanto escocés del nigeriano descendiente Anya. Polonia se aprovechó del debut oficial de Gibraltar metiéndole siete goles de visita con cuatro goles de Lewandowski (que al menos a nivel selecciones es Sarampionowski) y la Irlanda de Martin O´ Neill le ganó con lo justo 2-1 a Georgia en Atlanta Tbilisi

Histórico para Gibraltar

Grupo E: Inglaterra, Estonia, Lituania, San Marino, Eslovenia, Suiza

Los que con un 99.976578% de probabilidades se quedarán con los cupos directos: Inglaterra y Suiza.

Candidatos al puesto de repechaje: todos los demás.

Inglaterra a nivel de selecciones es como el Partido Verde en las elecciones: nunca han ganado un carajo pero siempre están ahí en el lote de candidatos. Y después del terrible mazazo que fue la eliminación prematura del Mundial pasado los ingleses quieren volver a, bueno, a ser candidatos de algo. La FA mantuvo a Roy Hodgson en el cargo y al menos tendrá tiempo y tranquilidad para trabajar en este grupo en el que corre menos peligro que Piedad Córdoba caminando sola por la selva del Caguán: de momento ya comenzó con el right foot al ganarle con mucha firmeza en Basilea a los suizos con par de goles de Danny Welbeck

"Ojalá nos hubiera pasado esto dos meses antes" Capítulo II
Estonia le ganó a Eslovenia de local un duelo clave por el repechaje por 1-0, mientras que San Marino perdió de local con Lituania 2-0 y se complicó sus chances de clasificar (?).

Lituania y San Marino en una partido clave por evitar el descenso

Grupo F: Finlandia, Irlanda del Norte, Rumanía, Islas Feroe, Grecia, Hungría

Candida…: ay Dios, no me hagas hablar sobre esto… (?)

No sé si soy yo o es la edá o es la FIFA o la UEFA o los dioses del Olimpo, pero en cada competencia eliminatoria europea que esta existencia rebelde (?) me depara la oportunidad de ver, va teniendo algún grupo más medio huevo que la anterior. Este grupo en particular me provoca la sensación de alquilar una lancha, irme para alta mar y dejarme caer con mi laptop en la cual esté abierta la página oficial de la UEFA con la reseña de este grupo horroroso. Pero bueno, sigamos: no sé qué hace Grecia, a quién se la chupa o si mandan a Maria Menounos y a Jennifer Aniston a brillársela a los miembros del comité organizador de la FIFA y UEFA, pero siempre, SIEMPRE les toca eliminatorias en los grupos más culos de todos. Y a pesar que comenzaron con una inesperada derrota de local contra Rumania por 1-0  (gol de este Marica, eh… sí, Marica) no vemos cómo el equipo ahora dirigido por ese demonio del catenaccio aburrido, Claudio Ranieri, pueda peligrar siquiera su cupo directo contra los otros muertos del grupo. Por otro lado la humilde Irlanda del Norte quiere joder la existencia de los otros y debutó ganando en Budapest 2-1 a unos húngaros que hace como mil años no sacan un jugador siquiera de la calidad del uñero del dedo gordo del pie izquierdo de Laszlo Fazekas o Tibor Nyilasi, mientras Finlandia le ganó a Islas Feroe por 3-1 el duelo de los nevecones.

Si algún día quieren regalarme una camiseta de un equipo de verde, esta puede ser una muy buena opción. Les aviso con tiempo (?)

Grupo G: Montenegro, Rusia, Austria, Suecia, Liechtenstein, Moldavia

Candidatos a los cupos directos: Rusia, Suecia y Montenegro, más por descarte que por otra cosa.

El partido Austria – Suecia históricamente siempre ha sido atractivo más por la intensidad de ambos al enfrentarse que por la calidad técnica en sí (aunque en los 70 y 80 ambos tenían altísimos calidosos en sus nóminas). Esta vez quedaron empatados a un gol en el partido jugado en el venerable Ernst Happel de Viena en el que ambos salieron con todos los fierros comandados por David Alaba e Ibrrrrrrrrrrrrrrrahimovic. Rusia le ganó con muchísima paja 4-0 a Liechtenstein y Montenegro le ganó 2-0 a Moldavia.

Ibra siempre con participaciones decisivJAJAJAJAJAJAJAJA
Ojo que Montenegro puede meterse sin problemas

Grupo H: Azerbaiyán, Bulgaria, Croacia, Italia, Malta, Noruega

Candidatos a los cupos directos: obvio que Italia, y Croacia.

Candidatos al repechaje: eh, ¿se puede declarar desierto…?

Italia no tuvo ningún problema en demostrar lo grande de la sua piggia ante Noruega en Oslo, en el debut de Antonio Conte como entrenador de la nazionale. Que sensatamente no convocó al fafaracho de Mario Balotelli, al que el Politburó en pleno considera nada más que un buen delantero con más prensa que goles. Los italianos salieron al campo con algunos históricos (Buffon, De Rossi) pero sobre todo con mucho nuevón: De Sciglio (el del Milan), Davide Astori (Roma), Simone Zaza (Sassuolo) y uno fijo como Immobile (tururum pish!). Y funcionó el asunto porque liquidaron a los gélidos noruegos con goles de Zaza y Leonardo Bonucci. De Noruega se puede destacar al menos que siguieron fieles a su costumbre de alinear a algún man de apellido Flo, lo que nos permite elucubrar que dicho apellido en ese país es el equivalente de "Restrepo" en Medellín. 

"Ojalá nos hubiera pasado dos meses antes" Capítulo III
El grupo se completó con la pálida victoria de Croacia ante Malta por 2-0, y la de Bulgaria de visitante ante Azerbaiyán en un partido en el que, por lo que vimos, el más habilidoso de los veintidós en la cancha tenía la ductilidad de "Pepe" Portocarrero.

Grupo I: Albania, Dinamarca, Armenia, Portugal, Serbia

Candidatos a pasar directo: Dinamarca, Pobrrrrtugal y Serbia.

La sorpresa de la jornada ocurrió en la visita de la humilde selección de albaneses que sí juegan con la camiseta de Albania a una Portugal sin Cristiano Ronaldo pero con los habituales peitos-congelados e intrascendentes que acompañan al hollywoodense delantero – el sobrevalorado Pepe, el sobrevalorado Nani, el sobrevalorado Joao Moutinho, el sobrevalorado Fabio Coentrao, el.. -. Los lusitanos se les fueron encima a los albaneses en todo el partido pero les faltó resolver el issue (?) ese de hacer un gol, cosa que sí hicieron los rivales con un solitario del delantero del Slavia Praga Bekim Balaj. El partido terminó así y quedó en el aire la sensación acre del olor a formol en los alrededores del técnico Paulo Bento (cosa que días después se materializó).

Marica, qué miedo que lo mire así Pepe a uno...
Dinamarca en su duelo con Armenia le ganó muy ajustadamente 2-1 en Copenhague. Los daneses siguen estando bajo el mando del técnico Morten Olsen que pareciera que se compró el puesto y lo está pagando a plazos con intereses desde que asumió en 1999 (!!!!). Los de Armenia comenzaron ganando con gol de Henrikh Mkhitaryan (ve, ¡un gol de Mkhitaryan! En el Borussia no se ven…) pero los locales remontaron con Hebjerg y Kahlenberg

*********************************************************************************

La próxima jornada será en la doble fecha del 9 al 11 de Octubre y del 12 al 14, en la que destaca sobre todo el partido Polonia - Alemania en Varsovia, en el que se espera un caluroso recibimiento de la afición local en recuerdo de tantas historias comunes que vivieron en la Segunda Guerra Mundial. A los otros candidatos le tocan partidos fáciles (Inglaterra recibe a San Marino, España visita a Eslovaquia, Holanda recibe a Kazakstán, Bélgica a Andorra, Italia a Azerbaiyán), por lo que esperaremos con mucho morbo interés ver si alguno se vuelve a resbalar...

Seguiremos al pie de la noticia (?).

domingo, septiembre 07, 2014

"...Cuando pasés por Copacabana no dejés de motelear en la Suite Medellín..."

Nos informa nuestro corresponsal A.V.A. (siglas para proteger el nombre de Alejandro Velásquez Arango) que en la paradisíaca ciudad de Copacabana - la original que queda cerca de Medellín, no el barrio ese pirata de Rio de Janeiro - funciona un Motel que entre sus atractivos tiene varias suites temáticas con atractivos y motivos varios. "¿Y esto qué grandísimas putas tiene que ver con el fútbol?", preguntará alguno. Pues claro que sí tiene que ver, carajo, responderemos nosotros, porque una de esas es la llamada Suite Medellín (!!!!).

Entro acá y pa qué viagra (?)
Sí señor, el Motel Princess en Copacabana (Antioquia) ofrece entre todas sus suites temáticas una en particular, la más hermosa y especial de todas (?), una que está llena de motivos alusivos al Poderoso DIM. O sea, entras al sitio así en ese estado nerviosillo y expectante con el que uno ingresa a dichos establecimientos, y de primerazo ves, junto a la infaltable nevera con guaro, ron, cerveza Pilsen y Red Bull, un escudo así de grande del Rojo de la Montaña coronado con la Copa que les ganamos a los verdes en 2004. En ese momento en el que se te para todo - la respiración, el corazón, el pelo -, la emoción se ve multiplicada por el éxtasis del orgasmo rojiazul del pueblo (?), un ying y yang de placer tántrico Poderoso. Todo como para uno emocionarse hasta la raíz del palo - si es que ya estando en ese sitio le hace falta a uno emocionarse, digo - y encarar el compromiso que se avecina con toda la responsabilidad y pundonor, toda le entrega y ganas para afrontar el rato, o los noventa minutos, que viene a ser casi lo mismo.

El Motel en su página web ofrece información para los interesados: las suites tienen "televisión, bañera, jacuzzi (ojalá funcionando), turco, mini Componente, bar, y muchas cosas más", y sus precios oscilan entre una suite sencilla de 35 mil pesos hasta una presidencial normal de 95 mil, o para los amantes de la selección Brasil en general y de Neymar en particular, una con piscina (?) a 280 mil. Y advierte que aceptan "toda clase de parejas", como para que se animen los integrantes de cierta barra brava del otro equipo de la ciudad (?). Ah, y también ofrecen suites para los hinchas de Nacional, en donde nos imaginamos que el que entra disfruta muchas cosas pero solo si son compradas.

Tan solo dos horas me bastaron para amarte
Juiciosamente, los administradores del Motel se limitaron a decorar la Suite del Medellín con motivos heráldicos (?) y no con jugadores emblemáticos del club. Imagínate uno tratando de concentrarse en pleno acto sexual bajo la atenta mirada de Jackson Martínez... se azara cualquiera... el asunto es que la idea parece tener mucho futuro como negocio, por lo que animamos a los dueños de moteles de otras ciudades a replicar la idea con otros equipos, por ejemplo:
  • Los moteles de Ibagué pueden ofrecer la "Suite Deportes Tolima" donde uno se porta como todo un campeón, pero cuando está a punto de coronar se churretea.
  • En Cali "La Suite América" para el que le da miedo estar arriba. Y la "Suite Deportivo Cali", donde uno gasta bastante plata para al final ver como otro corona siempre.
  • En Bogotá la "Suite Millonarios", donde el que sale culeado siempre es uno (?)
  • O en Barranquilla la "Suite Uniautónoma" en la que te pagan para que vayas.
  • Y la Suite "Águilas Doradas", con sede e Itagüí, Pereira, Caucasia, Girardot...
O una Suite especial, la "Alexis García" en la que se abran de patas siempre a los de verde. O la "Suite Eduardo Pimentel" para los que les gusta pelearse y decirse cosas sucias. O la "Jorge Luis Pinto" para los que quieran terminar peleados y hablando mal del otro. En fin, tantas ideas lindas (?) que damos acá, que ojalá sean adaptadas para que al final terminemos beneficiados los aficionados al fútbol y al sexo en partes iguales.

Desde La Monserga del Fútbol aplaudimos esta idea, y esperamos de todo corazón que cuando vayan a motelear no les toque la suite "Pacho Maturana", porque ahí sí que se jodieron...

viernes, agosto 29, 2014

¡Qué pereza tanto aparecido en la liga colombiana!: un editorial + un breve repaso histórico de estos clubes de mierda (?)

Momento: antes que todo debo aclarar para los posibles saltarines venenosos (?) que no solo este su humilde servidor y aspirante a vivir el resto de su vida atendido por una consorte de azafatas suecas topless con edad de mochileras en una mansión de 1913 metros cuadrados en la cual haya salones enteros dedicados a libros, música, fútbol, cultivos hidropónicos, asados y reuniones con los amigos, sino todo el Politburó de La Monserga del Fútbol, somos unos fieles soldados desde siempre de la Primera B y la existencia de un sistema de ascensos y descensos en el fútbol colombiano (quitando el temita ese feo del promedio y lo del puntaje para el recién ascendido). Siempre hemos aplaudido hasta que se nos pongan coloradas las manos, la necesidad de un sistema que genera sobre todo renovación y una insana competencia que al final castiga a los que están haciendo las cosas mal. Y, sobre todo, que premia a clubes que de alguna manera han hecho las cosas bien y tienen la oportunidad de medirse con la élite y el glamour sofisticado, primermundista y morbidamente lujurioso de Nacional (?).

Aclarado lo anterior, entramos en materia: queremos confesarle al mundo entero la grima, pereza, jartera, pingarria moral y bajoneada que sentimos de ver el torneo de la A lleno de clubes con menos historia que una novela mexicana. Lo que aburre no es tanto ver que en la A haya tantos nuevones, sino darse cuenta que esos mismos por su estructura, convocatoria y peso le están dando de a poco a la liga colombiana un aire terrible de torneo interempresarial. De por sí verse un partido de fútbol colombiano deprimiría hasta al Papa Francisco, ahora imagínate si a eso le añades el espectáculo tétrico de un pesado silencio de fondo llenado parcialmente por los gritos de técnicos y jugadores y el "¡buf!" de las reventadas de balón.

¿Y cómo así que como así que como fue (?) que se llenó la A de esos clubes nuevos? Para verlo algo más claro (creo) repasemos qué clubes han ascendido como campeones de ese semi infierno folclórico que es la Primera B desde su primer torneo en 1991: Envigado (dos veces), Huila (dos veces), Cortuluá (dos veces), Tolima, Bucaramanga, Cúcuta (dos veces), Unicosta (!!!), Pasto (dos veces), Real Cartagena (tres veces), Pereira, Quindío, Centauros de Villavicencio, Chicó (cuando era de Bogotá), Equidad, Itagüí, Alianza Petrolera y Uniautónoma. Aparte de estos, también ascendieron gracias a ese parto de varios días que es la serie de Promoción, Patriotas en 2011 (la primera vez que asciende un equipo por promoción, le ganó a... bueno, ya saben quién) y Fortaleza el año pasado (se bajó de un hondazo (?) al Cúcuta). ¡Y cómo olvidar ese Triangular de Promoción de 2001 que quedó impregnado en nuestros corazones y que significó el inesperado ascenso del viejo y querido Unión Magdalena!

O sea, de los mencionados, tanto Tolima, Bucaramanga, Cúcuta, Pereira, Unión y Quindío hacen parte de los "tradicionales" o históricos del fútbol colombiano, de esos que uno se acostumbró a verlos por TV en los noticieros de los domingos, con el terroso transfondo del Eduardo Santos, o el tono sepia del General Santander, o las tribunas llenas de humedad del Hernán Ramirez Villegas. Mejor dicho: esos clubes no vienen de la B sino que ascendieron después de descender de la A, por lo que no contamos con ellos al hablar de "los nuevos". De todos esos solamente uno sigue hoy en día en la A: el Tolimita, el único de todos al que el trauma de descender le dio un cachetazo tan grande que le abrió lojojo: se reestructuró para dejar de ser el eterno último a ser un equipo ganador salvo en finales (?). Hoy en dia la B se ve honorificada por la presencia de los restantes mencionados más la impresionante y shockeante presencia del prestigioso y multiganador América.

Ahora echémosle una mirada a los demás ascendidos - los "no tradicionales" -. a los que podemos categorizar en dos grandes aglomerados (?):

1) Los que son de ciudades que no tenían fútbol profesional: Aquí se vienen Huila, Pasto, Cortuluá, Real Cartagena (que en realidad apareció en la A pero, muy reciente...), Centauros, Patriotas y Alianza Petrolera. Todos ellos son clubes que - fundados hace poco o no  - están o estuvieron asociados como parte de la identidad de la ciudad (Neiva, Tuluá, Cartagena, Villavicencio, Tunja y Barrancabermeja) y/o departamento, y que llenan un vacío existente en la afición. Casos más, casos menos: la convocatoria del Cortuluá o Alianza no es la misma que la de Pasto por cercanía geográfica con ciudades con equipos ya afincados. La suerte de ellos ha sido dispareja: Pasto ha sido campeón, Huila y Real Cartagena han llegado a finales, Cortuluá jugó Libertadores. Centauros desapareció. Patriotas y Alianza Petrolera intrascendentean a morir.

El Atlético Huila en el año de su primer ascenso
2) Los que son de (o nacieron en) ciudades en las que hay uno o dos equipos tradicionales que acaparan el 99.989865545% de la afición: Aquí entran Envigado, Itagüí, Unicosta, Chicó, Equidad, Fortaleza y Uniautónoma. Y con estos queremos ensañarn... digo, concentrarnos:
  • Veamos: Envigado e Itagüí (hoy devenido en "Águilas Doradas" y mudados a Pereira) no son estrictamente de Medellín, pero por el hecho de ser de dos ciudades casi totalmente asimiladas dentro de esa hermosa ciudad hace que es casi absolutamente imposible que hagan hinchada. Y eso que el trabajo de ambos (sobre todo de los naranjas) ha sido serio y han sacado muchos jugadores que terminan en clubes más grandes, y hasta selección Colombia. Pero por ejemplo Envigado lleva 23 años jodiendo por ahí y si mucho ha hecho 200 hinchas fieles que van, orgullosos y soberbios, a hacer el aguante y soportar burlas cordiales, siempre de visitantes en su estadio. El caso de las Águilas Doradas es más jodido: ¡si es difícil hacer hinchada primero en una ciudad totalmente dominada por el Rojo y el Verde y después en otra en donde llegó de colado, ahora imagínate si el nombre del club es más apto para una banda de narcocorridos que para un equipo de fútbol! ("...con ustedes....las Águilas Doradas de Sinaloa!!!!"...). Y eso que las Águilas tienen algunos años de historia: el club nació y vivió gran parte de su vida en la ciudad de Itagüí desde su nacimiento como el -óigase bien - Deportivo Industrial Itagüi (!!!) a principios de los 90, pero ha tenido más cambios de nombre que Colombia desde la independencia: Deportivo Antioquia, Itagüí F.C., Bajo Cauca F.C. (cuando se mudó a Caucasia), Itagüi a secas. Ya sabemos lo que pasó este año: abandonaron su ciudad natal y se fueron de colados a Pereira, llamándose ahora Águilas Doradas (hasta ese momento el apodo del club) y cambiando su uniforme a un híbrido sospechosamente parecido al del Deportivo Pereira. Un irrespeto y una cagada con la gente de ambas ciudades.
Viejos tiempos de Itagüí, cuando ascendieron, todavía se llamaban como su ciudad de origen y no eran las "Aguilas Coladas"
  • Unicosta fue un club barranquillero con menos tiempo de vida que un programa cultural en la TV colombiana. Se fundó en 1995 por el famoso empresario multiactividades (?) Enrique Chapman, con la camiseta de Boca pero sin su mística (?). Ascendió en 1997, jugó dos torneos con una nómina llena de "no tienen cabida en Junior entonces que jueguen en Unicosta" y descendió sin pena ni gloria en 1998, para desaparecer en 1999. No se extraña su ausencia hoy en día.
  • El Chicó era en principio una ideota que terminó siendo una idiota. Se formó con el impulso de ese prohombre lleno de amor y paz llamado Eduardo Pimentel como una alternativa a los clubes tradicionales de Bogotá. La alternativa consistió en asignarle el nombre de un sector Estrato 5.5 y tratar de identificarlo con los barrios play de Bogotá. Pero el enojoso detalle que jugaban de local en la Universidad Nacional o en el viejo estadio de Techo perjudicó la idea original. Después de años sin generar hinchada, se mudaron a Tunja en donde terminaron opacando los clubes de la B locales. Y hasta terminaron siendo campeones en 2008. Hay que ver qué convocatoria hubiera tenido Patriotas si no tuviera a este infiltrado en su ciudad...
  • La Equidad sí tiene muchos más años de historia que los anteriores: se fundó en 1982 en Bogotá por la empresa de seguros del mismo nombre y comenzó su participación en los famosos torneos del Olaya. También le pasó lo del Chicó: nunca pudo hacer hinchada dentro de Bogotá. Aparte con Alexis García de DT jugaban un  fútbol que provocaba sacarse los ojos y botarlos a una alcantarilla y automaldecirse por toda la eternidad para evitar volver a ver algo tan horripilante y burdo... entonces así menos enamoró a la gente...
  • Fortaleza F.C.: Primero hay que dilucidar bien de donde putas es el club: ¿Es de Soacha? ¿Es de Bogotá? ¿Es de Zipaquirá? No sabemos bien, porque el club en su corta historia ha tenido más sedes que la Iglesia de los Piraquiv*, y eso le quita un arraigo de por sí difícil en un departamento cuya tradición futbolística se ha decantado por Millonarios, Santa Fe, Nacional (?) y EquiJAJAJAJAJAJA... mentiras, esos tres primeros. El club como tal se fundó en 2010 (con el impulso de ese gran artillero de las cámaras (?) Ricardo "El Gato" Pérez), al comprar la ficha del club Atlético Juventud de Soacha (que en su último año de vida se mudó a Girardot pero pegaron menos que el nazismo en Colombia), participante sin éxito de la Primera B entre 2007 y 2010, y que a su vez le había comprado la ficha al Atlético (!!) Bello. Después de dos campañas medio pelo los fortachones (?) ascendieron a Primera en 2013 luego de ganarle la promoción al Cúcuta
Las tribunas deliran con el juego de Fortaleza
En la página oficial aparece la "Visión" de Fortaleza: "Consolidar a Fortaleza Fútbol Club como un club deportivo que sea un buen ejemplo dentro y fuera de la cancha y desde un primer campeonato  esté en los lugares de privilegio en los torneos en los que participemos y poder pensar en  disputar a partir del tercer (3) año  el ascenso a  la Primera división de Fútbol Colombiano", lo que nos hace pensar que, al parecer, les hace falta actualizar el ejercicio de planeación estratégica. O la página web. O ambos...

  • Y por último tenemos a Uniautónoma de Barranquilla. En una ciudad que respira por todos sus poros el amor por el Junior y por la Kola Román (?), es muy jodido que llegue un nuevo a hacer roncha en la gente. Así lo vivieron el viejo Sporting en los 80 y el ya mentado Unicosta en los 90. No hay nada que indique que en estos tiempos que corren, un equipo fundado en noviembre de 2010 al comprarle la ficha al Atlético La Sabana de Sincelejo, que le había comprado la ficha en 2008 a Córdoba Fútbol Club de Montería, que le había comprado la ficha en 2006 al Florida Soccer de Itagüí, antiguamente llamado Beta Video Río Claro, haga consquillas en la afición barranquillera. Mientras tanto ahí están, jugando de local siempre en el asustador marco que da el Metropolitano vacío. 
Retomemos: de los ascendidos, Envigado, Itagüí, Equidad, Fortaleza y Uniautónoma juntos tienen menos convocatoria que un Quindío (lo cual es mucho decir). Pero ahí están, y de alguna manera se mantienen a pesar de los deseos insanos de muchos de nosotros por que bajen ellos de un plumazo y suban América, Bucaramanga, Cúcuta, Pereira, Real Cartagena, Unión Magdalena, Quindío y hasta Cortuluá. Pero tampoco se puede, viejo, si los tradicionales no han sido capaces de ponerse bien la pija, entonces se queden los que están. 

Al final ¿de quién es la culpa que esto esté taquiado de esos clubcitos? ¿Es de la Dimayor? A la hora del té no creería que la Postoyor se ponga a maquinar un autoboicot para lograr que cada día la liga colombiana sea vista en vivo por más policías y camilleros que hinchas. El tema de fondo es que los clubes de siempre están pagando años de malas administraciones y de torcidos económicos, de los que no se han podido reponer y de los que - salvo uno que otro ejemplo - las respectivas hinchadas no se han puesto las huevas para exigir cambios. Entonces, viéndolo de una manera desapasionada, la presencia de tanto club nuevo y entusiasta sobre tanto club viejo y decadente es una manera de democratizar el fútbol colombiano. Pero lo que criticamos acá no es eso sino que los que vienen son, casualmente, equipos que se formaron hace 3 o 4 años por el impulso de algún empresario afiebrado y que lo hacen en condiciones que no permiten generar hinchada, más allá que administrativamente sean tan límpidos como nalga de recién nacido. Una alternativa satisfactoria es que al menos suban los clubes de ciudades exóticas (?) como el Valledupar F.C., Llaneros, Jaguares o Universitario, tan siquiera porque se alegren las vidas de los locales - esperando que generen la convocatoria de Pasto, Real Cartagena o Huila - y dejemos de ver tan horriblemente gris, tan duro de ver, tan desmotivante y mediocre al campeonato colombiano. Y que cuando el equipo de uno vaya de visitante uno vuelva a sentir esa sensación de estar jugándose la vida fuera de su casa, en vez de tener la sensación de estar en un lánguido amistoso.


jueves, agosto 21, 2014

Flash LMDF: en exclusiva, la nueva canción de la selección Argentina

Luego del subcampeonato mundial y de especulaciones sobre la continuidad de Alejandro "Casimevoydeculoenplenomundial" Sabella, la AFA anunció ya hace días que el serio y trabajador técnico, surgido de la escuela de la botella de agua con aditivos varios y de alfileres usados para fines no terapéuticos ni modisteriles, desistió de renovar su contrato aduciendo "falta de energía y la necesidad de un descanso". Visto así era lógico esperar eso: imagínate tú siendo técnico de una selección candidata a ganar el mundial, al que llevas en la nómina a unos 8 o 10 calidosos de primer orden mundial y rellenas el resto con decisiones incomprensibles que huelen a rosca o a reunión de amigos post-concierto de reggae (?). Y que de pronto en pleno mundial la mayoría de los discutidos alcancen un alto nivel del que nadie esperaba (ni ellos mismos), pero cuando estás ya haciendo cuentas alegres, caes en cuenta que el 95% de tus cracks se lesionan, engordan, caen en la única racha negativa en cuatro años o se llenan de paja. Eso le descuadra la cabeza a cualquiera, viejo... el caso es que Sabella no continuó y en su reemplazo la AFA anunció a Gerardo "El Tata" Martino como el nuevo timonel (?) de la selección albiceleste, que asumirá retos grandes como ganar la Copa América 2015, tener contento a Messi, ganarle por una vez un partido importante a Brasil y gambetearle a la pren$a la no-convocatoria de Carlos "El Jugador del Pueblo según los diarios" Tévez. Jodida...

Mientras vemos como le va al Tata (que en su primer partido amistoso convocó a los mismos que jugaron el Mundial... sí, Gago y Palacio también...), la Unidad Investigativa de La Monserga del Fútbol conoció en exclusiva la canción oficial que tendrá la albiceleste durante la era Martino. Para nosotros como fuertes patriotas es un orgullo decir que dicha canción se basó en una que es cantada por insignes artistas (?) colombianos, que está teniendo mucho éxito en todos lados. En exclusiva, la letra de la canción oficial de la selección Argentina 2014 - 2015 (?) 2018 (abajo está el video de la original para que vayan practicando):

El Ras Tata


Como así que don Grondona se nos fue, ajá!
Como así que el Padrino se nos fue, ajá!
Como así que don Grondona se nos fue, ajá!
Como así que el Padrino se nos fue, ajá!

Como así, Messi! 
Como fue, Rojo!
Como así, Bidón! 
Como fue, Barras!
Como así, Gago! 
Como fue, Pipa!
Como así, Orión! 
Como fue, el Kun!

Ras Tata, Tata
Dice! Ras Tata, Tata
Dice! Ras Tata, Tata
Dice, Ras Ta ta ta (x2)

Qué bacano que se vieeeenee el Tata, algo parecido a la que tú esperabas
Ni Russo ni Ramón nos servirán, con el Tata en Rusia a todo´ vamo´ a culear

Le pega Palacio por full HD
La bota a la mierda por full HD
El Pipita no ve media por full HD
Pero en la Champions sí la emboca por full HD
Le pega Zabaleta por full HD
Este no es el del City por full HD
Messi va pa´arriba por full HD
El autismo sí tiene cura con full HD

Ras Tata, Tata
Dice! Ras Tata, Tata
Dice! Ras Tata, Tata
Dice, Ras Ta ta ta (x2)

Esto está jodido pero hay que agarrarlo
A Brasil hay que ganarle o nos quedamos bajoneados
Con el Tata en 2015 a la final llegamos
Así sea con empates, pero a los macacos los bailamos

Todo el mundo grita por full HD
Marquitos Rojo es Brehme por full HD
Basanta y el Maxi por full HD
Gago y Palacio por, ehh, SDTV (?)

Esta es la unión de la Bidoneta!


Aprobado por Sayco-Acinpro capítulo Buenos Aires (?)

viernes, agosto 08, 2014

La azarosa pero sabrosa historia de la Primera B en Colombia (aka "Copa Concasa") / Vol I: El primer torneo en 1991

Cuando uno habla de "los equipos históricos de Colombia" se le vienen a la mente los mismos catorce que, (con modificaciones) conformaron la primera división nuestra en la mayoría de los torneos pre-noventas. Ahora, lo del G-14 (?) viene sobre todo por el pequeño detalle que apenas el sistema de ascensos y descensos se vino a implementar en 1991 (!!!!!!!!!). Re pi to: en 1991. Dicho de otra manera: tuvimos 43 años en los que nuestro campeonato solo se renovaba cuando un club quebraba o cuando la Dimayor hacía alguna modificación a la bartola. Y al recordar esto en mis otoñales pensamientos (?) es que quisiera hacer un recuento histórico del torneo de la Primera B en Colombia, desde el primero en 1991 hasta donde nos de el corazón. Arrancando desde el primero (normalmente se acostumbra iniciar con el principio, digo) en 1991, que será tratado con las debidas ganas en este post.

Cómo inició este sueño rústico y hermoso de la B

Como ya saben (si leyeron, pues, putos), hasta 1990 inclusive no hubo descensos ni ascensos en la A, de one and only categoría del fútbol profesional. Uno se crio viendo al Cúcuta o Tolima dar lástima – LITERALMENTE: había temporadas en las que el Tolima o el Cúcuta solo inspiraban ganas de organizar una colecta de ayuda – tres o cuatro años seguidos en la A sin que sus hinchas estuvieran rezando desde Septiembre o sin que ellos supieran dividir entre tres. Lo único que pasaba era que la gente no iba al estadio, a diferencia de hoy (?). Lo más cercano a algo parecido a torneo de la B que hubo eran los ocasionales torneos de Reservas y la llamada "Segunda División", que no era profesional pero le permitía a los aficionados de ciudades diferentes a las de siempre - Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla, Armenia, Manizales, Pereira, Bucaramanga, Cúcuta, Ibagué, Santa Marta - ver un torneo nacional de fútbol.

Ya a finales de los 80 el directivo de la Dimayor Jorge Correa Pastrana comenzó a impulsar la idea de implementar el sistema de los ascensos y descensos para la A, pero casi todos los presidentes de los clubes profesionales se oponían (¡qué raro!). Hasta que al fin, y ya como presidente de la Dimayor, Correa a punta de ídem anunció la implementación del torneo de la Primera B a partir de 1991, cuyo campeón jugaría en la A desde 1992 y que tendría como nuevo inquilino (?) un descendido de la Primera División desde 1993. El porqué no hubo descendidos de la A en 1991 se explica porque en 1988 el viejo club Sporting de Barranquilla (que ya había jugado en primera entre 1950 y 1953) se unió así no más al torneo de primera división sin sacar a ninguno de los que estaban, para completar así quince (!) equipos. A pesar de algunos hitos que solo se dimensionaron después - en Sporting debutaron los inmensos (de pie) Faryd Camilo Mondragón Alí y Miguel Ángel Calero Rodríguez (sentarse); fue el club que trajo a Daniel Tilger - el experimento no cuajó: en Barranquilla solo sienten pasión por el Junior y por la Kola Román (?) y después de un inicio algo prometedor el club cayó en la intrascendencia total. Dos años después dejó la intrascendencia para irse directamente a la mierda: quedó de último en todas las tablas, registró el anti-record de asistencia a un partido de fútbol profesional (algo así como 78 personas) y llegó al extremo de subastar la camiseta para buscar patrocinadores. Total que Correa aprovechó no sé como la coyuntura para imponer lo del ascenso pero dando contentillo a los otros clubes al aumentar a 16 los clubes participantes en primera, lo que aplazaba el espinoso (?) tema del descenso por un año más.

El Sporting de Barranquilla que participó en la A a finales de los 80. Esta alineación de cerca 90-91 chorrea grossez por cada uno de sus poros: arriba Fabian Lara, Harold Freyle, Alex De Alba, Carlos Arroyo, Ricardo Amado "El Gandhi" Rodríguez, el gran Miguel Calero. Abajo: Chedy Devenich (!!!!!!!!), Edison Domínguez (futuro Millonarios, ojo, no se si "futuro millonario"), Adolfo Pescott (!!!!!), el grosso del Unión Yosvida Fuentes, Roberto Vizcaíno. Tomada de botefútbol.

Así fue que la Dimayor anunció en 1990 la creación de ese nuevo bebé no deseado por algunos ("por algunos" = "por los presidentes de los clubes que olían a formol") a comenzar el siguiente año. Enseguida llovieron solicitudes de inscripción de todos los colores: desde clubes serios con un largo trajín de años en el fútbol aficionado hasta impulsos desvariados de algún traqueto futbolero. En el medio se ubicaron esfuerzos serios y no tanto de gobernaciones y alcaldías preocupadas por meterle entretenimiento a las grises existencias de sus pueblos muertos (?). Según registran los diarios de la época, a la fecha del cierre de inscripciones (30 de Noviembre) hubo solicitudes de veintitrés equipos de ciudades exóticas para el fútbol como Riosucio, Barrancabermeja o Buenaventura, los cuales debían cumplir una serie de requisitos para poder hacer parte de la gran fiesta de la Primera B (fiesta de barrio, pero ajá, fiesta al fin). Entre otros puntos, la Dimayor le exigía a los clubes un presupuesto de 150 millones de pesos (!) que en su momento fue calificado como "astronómico". Vea usté, con esto se le paga una semana hoy a Giovanni Hernández... el asunto es que la idea por primera vez sí se concretó, lo que para uno fue una vaina revolucionaria que ni te digo. Que de pronto te dijeran “el equipo que quede de último no juega más en la A”, o que se contemple la posibilidad de ver a Millonarios o América jugar en Barrancabermeja o Villavicencio (al final América sí jugó años después en esas ciudades, pero en una división diferente a la que uno se imaginaba (?))… era, ¡¡¡marica, qué saborrrr!!! 

Los gloriosos pioneros

Finalmente fueron diez los equipos seleccionados para el primer torneo de la B - que por razones de patrocinio se iba a llamar oficialmente y por muchos años Copa Concasa - en los que había equipos establecidos de años en fútbol aficionado junto con clubes cuya acta de fundación aún olía a tinta de máquina de escribir y papel carbón. Algunos de ellos confiaron en la nómina que tenían y/o en promesas locales, pero de resto casi todos corrieron contra el tiempo para armar sus planteles con jugadores con experiencia en la A logrando un mix (?) [aficionados + veteranos de primera con poco mercado en los equipos de la A]. Veamos cuales fueron esos clubes que tienen el honor de ser los pioneros del fútbol de la B para interés y morbo (?) de la afición:

Alianza Llanos (Villavicencio). La primera y por años única referencia de fútbol profesional de la región llanera, jugaba con camiseta a rayas blancas y negras y pantaloneta blanca. Por nómina la Juventus de los Llanos Orientales (?) se perfiló como candidato al ascenso bajo la dirección del joven técnico José Luis Forero (si alguien nos lo referencia le agradecemos): su plantel incluía jugadores con experiencia en la A como el portero Asdrúbal "La Araña" (!!!) Martínez o los defensas Freddy Bogotá y Stewart Lasso, además del volante Omar Coy (uno de los pocos oriundos de Villavicencio en el equipo y futuro refuerzo de varios equipos de la A y la B), y el que fue goleador del torneo, el delantero Mayib (!!!) Arias o el colombobrasileño Analdo Da Silva. Que por como le fue, nos imaginamos que jugó gracias al pasaporte. Después de años de ser eterno aspirante al ascenso el club desapareció, para retornar (al menos en nombre) por allá por 2007 en las categorías de fútbol aficionado del departamento del Meta.

Alianza Llanos 1991, aquí juntos los titulares y suplentes de algún cotejo. Arriba: Omar Coy, Freddy Romero, Stewart Lasso, Mayib Arias, Asdrúbal "La Araña" Martínez, Freddy Bogotá, Héctor Valoyes, Harold Bonilla, un metalero local (?). Abajo: Jorge Hernández, Henry Quiñonez, Germán Tabares, Carlos Cardona, Julio Cabezas, Analdo Da Silva. Por encontrar fotos  como esta después de buscar desesperadamente es que tenemos motivos para vivir (?)
Academia Bogotana (Bogotá). Vea usté, en Argentina hablan de “la Academia”, acá también la tuvimos. Y también es parte del pasado (?). El club bogotano participó en torneos de la B con muy poco éxito e igual convocatoria entre la hinchada bogotana, para desaparecer en 1995 por bajos resultados deportivos, financieros y total falta de onda. Jugó en el popular estadio del Olaya. Su primer técnico fue el en ese entonces desconocido Arturo Boyacá

Deportivo Armenia. Este equipo era de alguna manera hermano menor del querible Deportes Quindío, pero su existencia fue mucho más accidentada que la del clásico equipo de la ciudad (tremenda esa: ser más sufrido que el Quindío). Ahora, si el Quindío nunca se distinguió por el apoyo masivo de su hinchada, ¡ahora imagínate al Deportivo Armenia! ¡Y en la B! ¡Y en su primer año! Su primer técnico durante su efímera aventura (?) en el fútbol profesional fue Adolfo “El Rifle” Andrade. Una duda para la posteridad: si hubiera tenido éxito el equipo, ¿las barras bravas del Armenia se hubieran hecho amigas de las del Deportivo Armenio? Para pensar (?). Un par de años después desapareció.

El escudo del Deportivo Armenia, inspirado en un sapo visto desde arriba, parece. Valioso documento extraído del Bestiario del Balón.
Atlético Buenaventura. Con tanta gloria que le ha dado el puerto valluno al fútbol colombiano uno pensaría que iban a llenar de magia y goles la Primera B. Pero no: parece que los jugadores calidosos emigraban a Cali y Bogotá… no tenemos muchas reseñas del efímero paso del club por la Primera B, pero si no estamos mal jugaban con camiseta verde y pantaloneta amarilla (…). Su técnico fue un conocido de los clubes de primera setentosos y ochentosos: Oscar "Severiano" Ramos. Tampoco sobrevivió a las malas campañas/administraciones/contrataciones y desapareció al tiempo.

El Cóndor (Bogotá). De todos era el que más pintaba para ascender, pero nunca pudo con la pesada carga de ser EL candidato. Antes del 91 era un tradicional participante del famoso Torneo del Olaya bogotano, por lo que su llegada al primer torneo de la B se caía de madura. Ahora: mal, lo que se dice mal, no le fue; pero su primera participación fue una decepción para los tres hinchas que lo seguían (?) y para la prensa bogotana ávida de hablar maravillas de esa gran cantera que dicen que es el fútbol capitalino (será cantera por lo estéril...). El equipo carroñero (?) vestía todo de verde oscuro y jugaba sus partidos en El Campincito. Estaba patrocinado por los Laboratorios Biogen, que lanzaron una masiva campaña para conseguir accionistas (si alguno de ustedes encuentra en el chifonier (?) del papá unas acciones de Cóndor – Biogen, véndanlas cuanto antes, no sea que pierdan valor...). El técnico con el que debutó no fue otro que el mítico y monumental – je – Alonso “El Cachaco” Rodríguez, bombero voluntario del Santa Fe como ocasional técnico del Santa Fe por esos años. Después de años seguidos sin lograr pegar en Bogotá  el club se mudó a Girardot iniciando un periplo que finalizó seguro en alguno de los clubes que hoy están en la A o la B. ¿Los conocidos en la nómina que jugó en la primera Copa Concasa? El arquero ex-Mishos Eddy Villarraga, el ex-DIM Jorge Raigoza, Federico Valencia y el defensor Cástulo Boiga (!). Ah, y un brasileño, un tal Jailson Da Silva. Su figura terminó siendo un delantero veterano del Olaya llamado Arquímedes Marinés (!!). 

Deportes Dinastía (Riosucio). La información que teníamos – de oriundos de ese municipio, ojo, no estamos vendiendo humo - es que el club pertenecía a un, eh, próspero empresario local (intercambio de miradas cómplices, carraspeos) fanático del culebrón televisivo yanqui “Dinastía”. Y que era tan fanático que todo lo que tenía - hoteles, restaurantes, fincas, avionetas (?) – lo bautizaba con el nombre de la serie. Así fue tal cual con el equipo de fútbol, el único caldense que se ha visto en el fútbol profesional aparte del Once – al menos hasta donde sabemos - y que en el primer año de vida disputó hasta el final por un cupo al cuadrangular final. El técnico era otro histórico (del verbo “habitual”) del fútbol colombiano: Heberto Carrillo. Después de una horripilante temporada al año siguiente, desapareció. 

Envigado F.C. Por cosas del crecimiento demográfico el municipio antioqueño de Envigado se volvió casi como un inmenso barrio de Medellín, en el que uno solo se da cuenta que entra cuando nota que en los semáforos el amarillo aparece también antes de la luz verde. La cercanía de ambas ciudades ocasionó no solo que los medellinenses vayan los sábados a farrear allá con dedicación sino que el fútbol en la ciudad históricamente esté totalmente teñido de rojo y de verde. A pesar de eso, en 1989 se fundó el Envigado F.C., que tomó para su uniforme los cacofónicos (?) colores de la bandera de la ciudad y que desde sus inicios hizo del Parque Estadio Polideportivo Sur su sede. Para la prensa antioqueña era, en 1991, un candidato al ascenso por la labor seria y metódica de inferiores dirigida por un señor llamado Hugo Castaño, viejo técnico del fútbol aficionado. Ya veremos más tarde cómo le fue.

El Envigado en su primer torneo en la B: Francisco “Pacho” Cassiani, Walter Gómez, Hugo Tuberquia, Jorge Iván “El Torky” Hoyos, John Jairo “Matías” Mejía, Jhon Fredy Cortés. Abajo: Sergio “Jeringa” Guzmán (marica, la pinta de tráfuga del "Jeringa"!), Harry Villada, Luis Alfonso Muñoz, Víctor  Echeverri, Alejandro “El Saltarín” García. Foto tomada del glorioso Bestiario del Balón
Atlético Huila (Neiva). A diferencia de varios de los anteriores, el Huila fue uno de los clubes que aparecieron mágicamente con la creación de la Primera B (el club se fundó en noviembre de 1990). Pero al contrario de ellos, los opitas sí perduraron en el tiempo y aparte, generaron hinchada. El club se formó con el apoyo de la alcaldía de Neiva y la Gobernación del departamento, que entre ambos aportaron la estrambótica suma de 80 millones de pesos (!!!) para que el club tuviera vida en su primer año. Debutó en el profesionalismo de la B bajo la dirección de Víctor Quiñonez y de una encajonados en el venerable Guillermo Plazas Alcid. Y bueno, como sabemos, aún sigue dando lora. 

Deportivo Rionegro. Un histórico de las categorías de fútbol aficionado en Antioquia. Este club fundado en 1957 (!!!) y que jugaba todo de rojo aprovechó la oportunidá y se enroló en la Primera B desde el primer torneo. Acarició el ascenso en varias ocasiones, pero pecheó siempre. Hoy sigue existiendo pero se mudó al municipio de Bello cambiándose de nombre a Leones (el apodo desde sus inicios). Su técnico en este torneo comenzó siendo Orlando "El hermano del Piscis" Restrepo.

Jugadores del Envigado (camisa clara) y Rionegro en uno de lo derbis (?) que jugaron en el primer torneo de la B
Club Deportivo Tuluá. Aún no se llamaba Cortuluá. Fue otro de los que sobrevivió e hizo más o menos afición a pesar de la carga que supone la cercana influencia del Cali y del América. Aparte tiene el mérito de haber aguantado una horrible campaña en su primer año (terminó de último) y no desaparecer, finalmente ascendió en 1993 y mal no le fue: ha sido hasta la fecha el único club del primer torneo de la B que jugó Libertadores. Su sede desde siempre fue el estadio 12 de Octubre.

1991, el primer torneo. Campeón y único ascendido: Envigado F.C.

El primer torneo de la B derrochó pobreza digna por cada una de sus aristas y un bajo nivel futbolístico. A diferencia de ahora (?), pero al final la sensación que dejó fue la divertida curiosidad que originan las novedades y un panorama en general alentador (ayudó mucho el impulso y buena onda de Jorge Correa Pastrana). El 21 de Abril de 1991 se jugó la primera fecha del campeonato, cuyos marcadores reseñaremos por amor a las estadísticas inútiles (?): en El Campincito Cóndor 1 (el gol de Federico Valencia a los 6 minutos fue el primero de la historia de la B) - Alianza Llanos 1; en Rionegro los locales perdieron 1-0 contra Envigado; Dinastía perdió 1-0 contra Huila en Riosucio y Buenaventura perdió 2-1 de local contra Tuluá (se aplazó el Armenia - Academia Bogotana).

El acta oficial del primer partido en Rionegro. Como dijimos: pobreza, pero de la digna.
El nivel del torneo fue muy parejo, lo cual no necesariamente quiere decir "emocionante": abundaron los 1-0 y 1-1 y hubo pocas goleadas. Pero de a poco la Copa Concasa comenzó a pegar en la psiquis colectiva de la afición futbolera, que era lo que se quería. El primer campeonato se jugó en dos vueltas (la primera con pentagonales regionales y la segunda de todos contra todos), después de las cuales venía un cuadrangular final con los cuatro mejores equipos en la reclasificación. Con el torneo ya avanzado se empezó a desgajar el abanico de candidatos de manera más o menos clara: El Cóndor, Alianza Llanos y Atlético Huila se separaron del resto (no así que digan quee bruuutoooo, qué ventaja sacaron esos cuates!, pero sí tomaron ventaja) mientras que Tuluá, Armenia y Academia iban marcando distancias pero desde abajo para arriba (?). Lo que dejó a Dinastía, Envigado, Rionegro y más lejos a Buenaventura con posibilidades de pelear el último cupo al cuadrangular. Pero para la última fecha solo llegaron con chances Dinastía (20 puntos) y Envigado (19, dos de ellos logrados por una demanda que ganó en la semana previa a la última fecha...), pero los de Riosucio la tenían fácil porque jugaban de locales contra el eliminado Buenaventura mientras los envigadeños iban de visitante contra la horrible Academia en la fría capital. Milagrosamente, sí, MILAGROSAMENTE (más carraspeos y silencios incómodos) Dinastía perdió de manera i-nex-plicable (ajrrrrrrrrrrem, puta, qué carraspera) de local, lo que junto a la victoria de Envigado de visitante clasificó al conjunto naranja al cuadrangular final. Hay que creer en lo$ milagro$.

Así que el cuadrangular final lo conformaron Envigado/Arcolores (casi todos los clubes tenían al patrocinador como apellido), El Cóndor /Biogen, Alianza Llanos/Lotería del Meta y Atlético Huila /Doble Anís. Y en esta fase se destapó el naranja ganando cuatro partidos (todos por 1-0 a Huila, dos veces a Alianza, y a El Cóndor), empatando uno (1-1 con El Cóndor) y perdiendo otro (contra Huila también por 1-0). Quedaron campeones en la penúltima fecha en un Polideportivo Sur abarrotado de señores entusiastas, emotivas amas de casa y desocupados varios (?) con la victoria 1-0 a Alianza Llanos, con gol de su delantero Jorge Iván "El Torky" (!!) Hoyos. A pesar de los ayudines (?) el equipo que logró el histórico ascenso tenía varios jugadores que después trascendieron a nivel nacional o local: Hugo Tuberquia, Pacho Cassiani (recordado por los hinchas de Rosario Central... no diremos si el recuerdo fue grato), Guillermo "El Teacher", Berrío, John Jaime "La Flecha" Gómez, Edgar "El Pánzer" Carvajal (que en esa época jugaba de centrodelantero. En serio). Pero por ejemplo "El Teacher" y "La Flecha" eran más que todo suplentes, los pilares del equipo eran Tuberquia, Cassiani, los esforzados John Jairo "Matías" Mejía y Samuel Cárdenas (históricos del club) y dos delanteros que hicieron goles clave y después se perdieron en la intrascendencia: "El Torky" Hoyos (hermano de Carlos Mario) y Alejandro "El Saltarín" (!!!!!!!!) García. Del origen del apodo del primero no me pregunten, del segundo sí lo sé porque lo sufrimos tuvimos como jugador en el DIM: era conocido por su virtud como cabeceador a pesar de su metro cuarenta de estatura.

Muy bacano y todo lo de Envigado, pero para el año siguiente los dueños o sacaron por la puerta de atrás o relegaron a la suplencia virtual a casi todos (técnico y jugadores) los que ascendieron para traer a medio mundo: Julio César Uribe, Rubén Darío Hernández, Alberto Gamero, Wilman Conde, J.J. Galeano, "Pacho" Castell y varios más comandados por ese honesto trabajador del fútbol llamado Luis Augusto "El $hiqui" García.

Y eso fue todo. Ah, no: me dice la producción que hay unos datos más....

  • El goleador del campeonato fue un señor llamado Arquímedes Marinés (El Cóndor) con 8 goles (en 24 partidos, o-cho-go-les...), seguido de Mayib Arias (Alianza) y "El Torky" Hoyos con 7; Alvaro Abaúnza (El Cóndor) con 6; y Fabio "El Policía" Hurtado (Rionegro) y Héctor Pérez (Armenia) con 5.
  • El equipo más goleador fue El Cóndor con 26 tantos. El menos goleador fue el Deportivo Armenia con 9 goles (uno cada dos partidos... horrible). La mejor defensa fue la del Deportes Dinastía, con 11 goles recibidos, mientras que el premio "Selección Camerún 2014" se lo llevó otra vez el Armenia, con 23 goles recibidos.
  • Este torneo vio debutar al futuro modelo de "Artridene Gel" (?): Oscar Julián Ruiz se metió su primer pito a la boca de manera profesional en un Cóndor - Envigado en El Campincito,,,
Ahora sí. Por ahora...